viernes, 3 de agosto de 2012

El embarazo de Mireia


Antes de quedar embaraza, para mi un bebé en la barriga era un tramite,  un parto era ir al hospital, que te pusieran la epidural, te hicieran una episiotomia, te la sacaran y listos. Y no sabia mucho mas del tema.

Mireia con muy poquito
Tardamos dos años en quedarme embarazada, cosa que me parece maravilloso porqué me dio tiempo de crecer y mejorar muchas cosas en mi. Primero pensé que era algo físico, porqué estuve un año sin menstruar des del día que quise quedarme embarazada. Al final me di cuenta que era un bloqueo emocional e hice una terapia llamada ataraxia que consiste en visualizaciones, regresiones, cambios de patrones y se realiza con gemas, sobretodo con cuarzos. Me fue muy útil ahora que miro atrás. Ese es el blog de mi terapeuta:(http://gemmaparaire.blogspot.com.es/p/ataraxia-terapia.html)



Cuando estaba de pocos meses fui a un taller sobre el parto respetado, de un compañero de Gemma, mi terapeuta, que también hacia ataraxia. No recuerdo muy bien de que era, vimos vídeos de partos naturales y de hospitales (los primeros los miramos con toda la ternura del mundo y los segundos cerramos los ojos). Nos contaron que se podía parir sin dolor, vimos parir con delfines.. no recuerdo mucho. Solo que había una chica que era Doula, que yo no sabia muy bien que era, y un par mas que todas dijeron que iban a parir en casa. Yo le dije a otra chica: yo nunca haría algo así! vaya que salí de allí segurísima que pariría en casa. Así soy yo. Solo hace falta que me haga clic algo para tener la certeza absoluta de lo que quiero. Sin dudas.

Ellas decían: lo que da miedo es ir al hospital. Y después de pensarlo brevemente así lo sentí yo, porqué esa afirmación era valida para mi. Me iba a bloquear allí, con todo de gente desconocida, no me gustan los hospitales, me pongo nerviosa solo de ir a buscar un papel.. no quería ninguna intervención. Nada, que no. 

Porqué parir és un acto muy intimo. Yo no podría ir al baño en frente de un montón de gente que van mirando si ya lo consigo e intentan ayudarme. Y parir también es un acto sexual, lo cual tampoco podría estar con mi marido en una camilla, en una sala llena de luces y personas que entran y salen y que preguntan y miran y tocan si ya estoy dilatada. Mi oxitocina se bloquearía, porqué eso me provocaría adrenalina seguro, y son contrarias, o hay la una o la otra.

Ese día cuando llegue en casa se lo comenté a mi marido que obviamente me dijo que no porqué era peligroso, pero yo sentía que la decisión ya estaba tomada... se lo comenté a mi matrona, y me dijo que si quería parir en casa pues que era mejor incluso y me dio el teléfono de su compañera de hospital que también hacia partos en casa.

Yo estaba preocupada que ya no pudiera atendernos, pero cuando quedamos nos dijo que no había problema y que si lo queríamos pues adelante. Que ilusión! 

Empecé a leer libros, primero libros de esos que lee todo el mundo tipo "que esperar cuando estas esperando" y otros que me dejaron que ni recuerdo el titulo pero que no me convencieron mucho. Luego fui a hacer algún shiatsu y Sonja me recomendó leer "la maternidad y el encuentro con la propia sombra" de Laura Gutman.(http://www.mundotueris.es/product.php?id_product=69) Por ese entonces nunca había escuchado hablar de ella. Me encantó, vi que había algo profundo en todo eso del embarazo, el parto, el posparto... y que si lo aprovechaba me serviría para crecer. Así que empezé a buscar e informarme y leer mas y mas: mujeres visibles madres invisibles, la familia ilustrada, ambas de Laura Gutman también. Libros de Carlos Gonzales, la crianza feliz de Rosa Jové, mi bebé feliz de M. Faure, Parir neixer i creixer, que es un recopilatorio de experiencias de partos escritos por las matronas, madres y personal que pasó por el centro de nacimiento Mitjorn. Y los Nueve peldaños que es un viaje de una alma los 9 meses antes de nacer. No recuerdo si leí nada mas, eso son los que veo ahora por aquí en la estantería.

Lo que convenció a mi marido de tenerlo en casa por un lado fue la matrona, que le contó que era algo seguro y que además ella estaría en todo momento, que en el hospital no te garantizan que puedan atenderte bien si hay mas parteras. Y ademas estábamos a 5 min de allí por si había algún imprevisto.  También vimos un video llamado "El parto respetuoso, un derecho olvidado" (http://www.part-respectuos.blogspot.com.es) que lo creo un futuro papa cuando empezó a investigar sobre el parto, habló con muchísimos profesionales, incluido Michel Odent y luego lo junto en forma de documental.
Luego vimos el video de Orgasmic Birth (http://youtu.be/zG_6IVmXvr0) que también me ayudo a verlo diferente, que se podía vivir de otra forma mas natural, mas placentera. Y un montón de vídeos y artículos que encontraba en la red.

Por suerte mi embarazo fue tranquilo. Algunas nauseas los primeros meses, sobretodo por la tarde-noche, que me gustaban porqué me recordaban que  estaba embarazada. Luego todo fue tranquilo. Trabajé hasta el 6o mes, porqué tenia una hora de viaje en coche y me entraba mucho sueño y me pareció peligroso conducir tanto. Me fue muy bien porqué luego estuve muy relajada (también lo estaba antes pero no es lo mismo trabajar que no trabajar) Me fui preparando. La verdad me hubiera gustado tener mas información pero no sabia donde conseguirla. Con el tiempo he aprendido muchísimo, pero solo con mucho tiempo... mi entorno no sabe mucho del tema, las amigas que ya tenían bebes no se habían preocupado por saber nada, no tenían tiempo decían
en la picina

Así que pasaron los meses, ya lo tenia todo listo, la casa, con la bañera, la lista de cosas que nos pidieron, la amiga que vendría a acompañarme durante el parto... La verdad es que no tenia miedo. Además una de mis matronas (eran dos en caso de una estar ocupada) casi al final del embarazo descubrí que era la misma que hacia las clases en la piscina. Yo iba  des del quinto mes y justo el día antes de conocernos, por casualidad descubrimos que ella iba a asistir mi parto. Me quede muy contenta con la noticia ya que ella me gustaba mucho y era alguien conocido y además nos iríamos viendo cada semana hasta el final. 

Las matronas seguían métodos muy naturales. Aprendí mucho con ellas. Yo iba siguiendo las indicaciones del hospital pero ellas me contaban si hacia falta o no hacer las pruebas, como la del azúcar, para saber si tienes diabetes, hay métodos menos agresivos que tomarte aquel zumo tan dulce que solo hace que perjudicar tu cuerpo. Yo al final lo hice porqué ya tenia hora y porqué no me atreví a decir que no, pero ahora no volvería a hacérmelo. 

Ecografías hice las 3 de la seguridad social. 2 análisis de sangre, uno al principio y uno al final. Tome acido fólico solo los primeros meses, que es cuando es necesario y luego lo dejé porqué había leído que había mas riesgo de que el niño tuviera alergias. Y como la verdura ya lleva pues no quise arriesgarme. Luego seguí tomando el yodo hasta el parto, luego nada, aunque mis amigas toman de todo hasta mucho tiempo después. 

Yo soy de la opinión que cuanto menos cosas mejor... Por eso lo de parir en casa me dejaba mas tranquila, no quería que me pusieran nada ni a mi ni a mi bebe, ni antibióticos, ni vacunas, ni colirio en los ojos, y al final ni la vitamina K le pusimos, ya que nos dijeron que tampoco era necesaria. 

Cada una de esas cosas tiene un porque no, no quiero extenderé en el tema, pero si a alguien le interesa podemos comentarlo.

Se ponen por protocolo, por si acaso, pero si el bebé está sano porqué necesita nada que no sea a su mama? todo eso interfiera tanto en la salud como en el primer contacto y la bienvenida al mundo. O a alguien le parecería lógico que a una primera sita romántica en la cual te vas a enamorar te metan todo de crema en los ojos que no puedas ni ver a tu nuevo amor? o que lo primero que hagas cuando aterrizas en el avión sea clavarte una aguja o que te coja un desconocido con un aspecto rarísimo y se te lleve del lado de tu marido, por ejemplo, a quien sabe donde. Que mal comienzo! o que te metan un tubo para aspirarte la nariz por si acaso no pudieras respirar bien. Es bastante cómico... o triste... al menos los adultos podríamos quejarnos!

Luego casi al final me contaron un truquillo para que la prueba del estreptococo saliera negativa. Me tuve que poner un ajo unos 3 días antes de la prueba dentro de la vagina y como es tan antibiótico pues si había el estreptococo lo mataría. Eso sirve porqué en caso de ir al hospital si da positivo si o si te meten antibióticos. 

Salió negativo jeje lo que no salía era el ajo así que mi marido me tuvo que ayudar, que faena! :D
2 dias antes del parto

Y nada, me sentía estupenda. No me dolía nada, seguía con mis clases de piscina, de yoga... La yoga me fue muy bien también porqué nos ayudaba a movernos y desbloquear la pelvis y a abrir las costillas, muy necesario porqué al subir la barriga empiezas a sentirte medio ahogado. 

Un martes, después de la clase de yoga, cuando faltaba casi una semana, me fui a dormir y a las 2 empecé con contracciones. Pensé que iba a tardar aun unos días, o que iban a parar.. pero no.. ese día empezó mi parto. Aun no lo sabia pero seria el día mas doloroso y feliz de mi vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.